Escribe para buscar:

Cooperación Cultural y Actores no Estatales: el caso de Conecta Cultura 2010-2020

VICTORIA CONTRERAS - Directora...
30 agosto, 2020 - Alianzas y Comunidades

Por: Victoria Contreras[1] José Alberto Moreno[2]      Foto: TC Energy del proyecto "Plan de Desarrollo Comunitario en la Sierra Tarahumara", 2015. implementado por Conecta Cultura. Introducción  La cooperación internacional busca conectar espacios de ayuda entre sociedades. La globalización nos ha mostrado que las sociedades ya no son entidades independientes o desconectadas en contextos específicos, sino que operan de maneras interdependientes y de formas complejas. En el mismo tenor, la cooperación se ha desbordado de sus límites estatales originales hasta alcanzar a otros actores y dentro de ellos a los actores culturales.[3] Ante ello, definimos a los actores culturales como las organizaciones, sociedades y colectivos, quienes por medio de compartir expresiones artísticas, tradiciones, costumbres o actitudes cotidianas se afirman como una identidad conjunta. Igualmente, dentro de las perspectivas del Soft Power de Joseph Nye serían parte integral de este tipo de expresión de poder y que permite a su vez realizar diplomacia cultural. Como lo expresa Said Saddiki: “La diplomacia cultural, como piedra angular de la diplomacia pública, desempeña un papel importante en las relaciones internacionales actuales, caracterizadas por los denominados choques culturales, y debería constituir una herramienta decisiva no sólo para transmitir la cultura y los valores nacionales, sino también para escuchar lo que las culturas del resto del mundo nos están diciendo. El principal papel de la diplomacia cultural es promover el diálogo transnacional entre culturas y naciones, (…). La diplomacia cultural, al igual que otras dimensiones nuevas de la diplomacia, no es del dominio exclusivo de los estados-nación, ya que en la actualidad no son los únicos actores en el escenario internacional, sino que los actores no estatales (sociedad civil, ONG, universidades, académicos, etc.) desempeñan un papel protagonista en este ámbito”[4]. Así el surgimiento de Actores no Estatales, pero especialmente de Actores provenientes de los ámbitos culturales han modificado los papeles de la diplomacia cultural y la cooperación en aras de integrar de una manera más secular y en un diálogo más directo e intensivo entre pueblos y comunidades buscando puntos de encuentro a través de la cultura. Este artículo se centra en tales posibilidades de buscar a través de actores culturales las formas de cooperación ciudadana  -y también de diplomacia-, centradas en el caso de la ONG mexicana Conecta Cultura y su trabajo en el campo. El artículo está dividido en dos partes principales, una que introduce al lector a los campos de la Cultura y la cooperación y la diplomacia cultural y una segunda parte sobre los orígenes, proyectos y experiencia de Conecta Cultura.

Bogotá otorgó títulos académicos a exhabitantes de calle

LA Network Ciudades - Ciudades
17 marzo, 2017 - Educación

En 2017 Bogotá tendrá 10 nuevos centros de atención integral, entre los que se destacan hogares de paso para mujeres, habitantes de calle y carreteros.

Foto: Alcaldía de Bogotá

Un grupo de 180 exhabitantes de calle de la ciudad de Bogotá, inquilinos de una de las plazas de vicio más grandes de Colombia, recibieron el diploma de grado que les certifica su capacitación en oficios como carpintería, electricidad, construcción, sistemas y cocina.

Los procesos académicos de los que además hicieron parte ex habitantes de calle de Cinco Huecos, San Bernando y La Estanzuela, se desarrollaron a partir del segundo semestre de 2016 y en el marco del convenio que concretaron la Secretaría Distrital de Integración Social (SDIS) y el Centro Educativo Nacional de Asesorías Socioeconómicas y Culturales (CENASEL).

“La tarea no es fácil pero hemos luchado para salir adelante. Con la ayuda de los profesionales me siento feliz porque estamos recibiendo un diploma de la formación que recibimos, en mi caso de construcción, y esto me tiene muy feliz”, destacó Manuel Cañas, una de las personas graduadas.

El trayecto formativo involucró información teórica y práctica con más de 150 horas de capacitación en aspectos técnicos, manipulación y preparación de alimentos; montaje de circuitos eléctricos, corte de madera y diseño de muebles;  además de técnicas en construcción, mampostería y recibieron conocimientos en sistemas y cómputo.

A su vez, la formación de estas personas fue fortalecida gracias a los cursos de inglés básico, teatro, expresiones artísticas, audiovisuales y mantenimiento de bicicletas, y ellos se sumaron al grupo de 394 habitantes de calle que se capacitaron durante el segundo semestre de 2016 en diferentes áreas, todas ellas desarrolladas en el Centro de Formación para el Estudio La Academia.

De acuerdo con lo revelado por la Alcaldía de la capital colombiana, algunas de estas personas en formación ya finalizaron de manera exitosa su proceso de recuperación personal y en la actualidad se encuentran desarrollando actividades laborales y aportando a la sociedad.