Cómo los árboles hablan entre sí

Darnyn Ramírez - Vegana, amante de los perros y locutora.
28 abril, 2018 - Ecología Urbana

La investigadora Suzanne Simard ha estudiado la compleja red de comunicación que existe entre los árboles y plantas en los bosques. Su foco principal está en las redes fúngicas subterráneas, que conectan árboles y facilitan la comunicación e interacción entre ellos.

El análisis de su equipo reveló que esas redes mueven el agua, el carbono y los nutrientes, como el nitrógeno, entre los árboles y entre las especies. La investigación ha demostrado que estas redes complejas y simbióticas en nuestros bosques, en cuyo centro se ubican lo que ella llama los “árboles madre”, imitan nuestras propias redes neuronales y sociales.

Este trabajo pionero sobre la comunicación de plantas simbióticas tiene implicaciones de largo alcance en las industrias forestal y agrícola, en particular en lo que respecta a la gestión sostenible de los bosques y la resistencia de las plantas a los patógenos. Ella trabaja principalmente en bosques, pero también en pastizales, humedales, tundras y ecosistemas alpinos.

Aunque su trabajo ha sido objeto de ataques, ella ha logrado corroborarlo con mayores argumentos y por eso defiende el sentido de reciprocidad que debe tener el ser humano con la naturaleza, ya que es evidentemente una relación interdependiente. Ante la amenaza del cambio climático, para Suzanne Simard la única manera de detenerla es que nosotros, los seres humanos, entendamos de una vez por todas que somos UNO con la naturaleza.