Desde 1960, el mayor crecimiento relativo se produjo en África al sur del Sahara donde la población aumentó de 227 millones en 1960 a más de 1000 millones en 2018