En Marrakech, ciudades del mundo definieron hoja de ruta para el clima

LA Network - Equipo editorial
15 noviembre, 2016 - Ecología Urbana

Gobernantes locales se reunieron en la COP 22 para discutir principalmente los mecanismos de financiación para los proyectos que combaten el cambio climático.

La cumbre concluyó con la publicación de la Hoja de Ruta para la Acción de Marrakech de las ciudades y regiones del mundo para el Clima.
La cumbre concluyó con la publicación de la Hoja de Ruta para la Acción de Marrakech de las ciudades y regiones del mundo para el Clima.

Este lunes 14 de noviembre se cumplió la segunda edición de la Cumbre de Políticos Locales y Regionales del Clima en Marrakech, esto como parte de las actividades de la Conferencia 22 de las Partes del Convenio Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio climático COP 22.

El encuentro tuvo la presencia de muchos de los alcaldes locales de los cinco continentes, quienes se reunieron para discutir una cuestión crucial como la “financiación de la transformación sostenible de los territorios.”

En la apertura de la cumbre, Driss El Yazami, jefe del polo de la sociedad civil de la COP22, recalcó el importante papel de las ciudades y territorios en la lucha contra el cambio climático, y agregó que “la dinámica internacional ha colocado la resiliencia de las ciudades y autoridades locales en el centro de la discusión.”

En el mismo sentido se pronunció Michael Bloomberg, ex alcalde de Nueva York, quien afirmó en un mensaje de vídeo que “las ciudades tienen un papel importante en la adopción del Acuerdo de París, y tendrán un papel aún más importante en su aplicación”.

De hecho, los gobiernos locales y regionales son los primeros socios de los gobiernos estatales y centrales en la ejecución de las contribuciones determinadas a nivel nacional (NDCS).

Muchas ciudades se han comprometido voluntariamente a objetivos ambiciosos para reducir las emisiones, incluyendo objetivos de neutralidad de carbono y utilización del 100% de energía renovable.

Por otra parte, su movilización continua también se evidencia a través de diversas iniciativas y coaliciones en las que los gobiernos locales y regionales son comprometidos (RegionsAdapt, Under2MOU, Pacto Mundial de Alcaldes, etc.) y por medio de su participación en las cumbres internacionales como Climate Week.

Sin embargo, los proyectos iniciados en los gobiernos locales están luchando para encontrar una financiación adecuada, y los flujos financieros existentes son a menudo incompatibles con la realidad local.

Más de 2.5 mil millones de dólares de inversión al año en infraestructuras flexibles, compatibles con el clima serían necesarios para mantener el calentamiento global por debajo de los dos grados para el año 2050 cuando, como un ejemplo y según el informe de 2015 de la CCFLA, sólo alrededor del 9% de los recursos de los principales bancos de desarrollo son dedicadas a la financiación del clima al nivel sub-nacional (y en su mayoría a proyectos de mitigación).

Eduardo Paes, alcalde saliente de Río de Janeiro, y presidente del C40 destacó que “financiar la transición hasta un modelo de bajo carbono requerirá 15 billones de dólares durante los próximos 15 años”.

Sobre este mismo tema, el sudafricano Mpho Parks Tau, presidente de CGLU (Ciudades y Gobiernos Locales Unidos) declaró que “la mayoría de las inversiones para la adaptación y la mitigación deben hacerse a nivel local”. Optimista acerca de la tarea por delante, añadió que “nunca hemos estado tan unidos contra el cambio climático.”

La cumbre concluyó con la publicación de la Hoja de Ruta para la Acción de Marrakech de las ciudades y regiones del mundo para el Clima.

Con información de COP 22