Para interactuar en La.Network, debes ser un miembro de la comunidad

¡REGISTRATE, ES GRATIS!

Registrate con tu cuenta de Google Registrate con tu correo electrónico ¿Ya tienes cuenta? Inicia sesión
Donar

Síudad, para no dejar morir las urbes venezolanas

Compartir en redes sociales:

“Las políticas públicas que pueden solventar las problemáticas a futuro, sabemos que resultan ambiciosas, porque para lograrlo, debemos salir de esta crisis, hacer una transición a la democracia, y para eso sabemos que el aporte de cada ciudadano que hemos formado será fundamental”. Glennys González, CEO de Síudad. 

Síudad, para no dejar morir las urbes venezolanas
“El mayor aporte que desde Síudad hemos logrado para contribuir al desarrollo de las ciudades, es la experiencia del Movimiento del Aniversario de Caracas, como un hecho de construcción de ciudadanía, promoviendo la cultura, recreación, educación”. Glennys González, CEO de Síudad.

Las ciudades las hacen los ciudadanos y aunque unas presentan más problemas que otras, también es cierto que en manos de sus habitantes está el poder transformador ante la adversidad.  

Es el caso de Caracas, la capital venezolana, una ciudad dentro de las peores estadísticas de seguridad del mundo y que enfrenta una crisis social y política que ha tocado a todo el territorio, en detrimento de la calidad de vida de las personas y de su desarrollo.  

Sin embargo, allí en Caracas, un grupo de profesionales de diferentes áreas se ha sumado a los habitantes locales, con el objetivo de convertirse en un motor de ideas y de acciones que permitan generar cambios en la ciudad, observándola como el espacio ideal para detonar oportunidades.  

Por eso, en LA Network quisimos ahondar más en esta labor que enriquece la ciudadanía sostenible y activa, además que aporta al desarrollo de Caracas en tiempos de crisis y de la mano de los ciudadanos, y para ello invitamos a este diálogo a la arquitecta y planificadora urbana Glennys González, CEO de Síudad.  

¿Qué es Síudad y a qué se dedican? 

Claro, Síudad con “S” por afirmación de urbanidad, busca ser un motor de ideas y de acciones que permitan generar los cambios necesarios en las ciudades de Venezuela, que inspiren la reflexión profunda de los ciudadanos para los ciudadanos sobre el futuro del país. Entre nuestros objetivos principales se encuentra el articular entre el conocimiento de la academia, las iniciativas privadas, la organización de los gremios y la voluntad de las ONG’s, para generar propuestas de baja inversión y alto impacto, y así construir la transformación requerida desde los ciudadanos, promoviendo un cambio de modelo de gestión, de abajo hacia arriba. 

Síudad, para no dejar morir las urbes venezolanas
Glennys González, Arquitecto, M.Sc. en Planificación Urbana, mención política y acción local de la Universidad Central de Venezuela UCV.

¿Cómo analizan la realidad urbana de las ciudades venezolanas hoy? 

La realidad urbana de las ciudades venezolanas responde directamente a la crisis política, social y económica que atraviesa el país, comprendiendo que la ciudad es la “Polis” de Políticas, no podemos verlo de manera aislada; al contrario, debido a la aguda crisis empezamos a ver y a entender las dinámicas de las ciudades de manera más precisa, investigando más a fondo sobre las causas de los problemas, indagando sobre las principales necesidades de sus habitantes, podemos comprender el potencial que tiene cada una, y cómo el arraigo de su gente le da la posibilidad de mejorar. Las ciudades venezolanas atraviesan un grave colapso de servicios públicos (básicos) y esto incrementa el deterioro a medida que se distancia de la Ciudad Capital.  

¿Cómo logran articular las voluntades de los diversos actores que mencionó ahora? 

Reconociendo que las dificultades son consecuencia de políticas de gobierno central, que lejos de trabajar para dar respuesta a las necesidades de los venezolanos, se han empeñado en destruir el patrimonio construido además del patrimonio natural, lo que nos ha dejado un vacío institucional, no hay organismos gubernamentales que se responsabilicen por las problemáticas; por esa razón, entre las organizaciones civiles no gubernamentales, como universidades, gremios de profesionales, empresas privadas y comunidades, nos hemos visto en la necesidad de organizarnos, tejiendo redes de apoyo que pueden impulsar la transformación de nuestro entorno; son iniciativas que con mucho esfuerzo se llevan a cabo, contando generar un efecto multiplicador, escalable. 

¿Cómo es eso de generar propuestas de baja inversión y alto impacto? 

El atravesar por una crisis tan fuerte, nos ha enseñado que la principal estrategia para lograr los cambios que buscamos, es la Educación. Comprendemos que, si la persona que habita el territorio lo reconoce como propio, desarrolla el sentido de pertenencia y con ello se apropia de su espacio, aportando lo que puede para mejorarlo, y luego para mantenerlo. De eso se trata la labor inicial, de formar CIUDADANOS que comprendan la problemática que les aqueja, que identifiquen cuál es la causa, y así priorizar las posibles soluciones, soluciones que van de la mano con sus recursos y capacidades, la orientación de expertos sobre temas como movilidad urbana sostenible, construcción popular, seguridad ciudadana, valor patrimonial, gestión hídrica, enfoque de género, entre otros temas que se ofrecen para que sea el mismo CIUDADANO quien tenga las herramientas que le permitan incidir de manera positiva en su comunidad. Cuando vemos que vecinos de un sector se organizan para limpiar su parque, pintar sus murales, recolectar desechos para reciclar, eso tiene un alto impacto. 

Y en relación con eso que nos cuenta de empoderar al ciudadano, ¿Cómo logran ustedes incidir en el proceso de las personas, de entender las dinámicas de las ciudades de manera más precisa?  

Para incidir en las dinámicas de las ciudades, nuestra estrategia es ESCUCHAR, poner atención a la demanda de cada comunidad, cada una es una realidad distinta, no hay receta que pueda aplicarse a todas por igual. Se trata de comprender qué necesitan, recibir sus reportes, atender a sus llamados, canalizar sus demandas, que sientan que sus necesidades son escuchadas, y al verse reflejados en las necesidades de otros sectores, no se sienten solo, esto lo hacemos mediante un sistema de información geográfica, que nos permite definir áreas de acción, conformando un mapa que contiene toda la información de los reportes que realizan los ciudadanos desde su teléfono o redes sociales, además de los talleres que dictamos con expertos (ahora virtuales) a líderes de comunidades; con todo esto podemos evaluar los sectores que tienen mayores problemas y diseñar políticas públicas con visión de futuro, eso nos permite incidir y motivar a los vecinos para trabajar en conjunto por el desarrollo de la ciudad. 

Síudad, para no dejar morir las urbes venezolanas
Apoyo a organizaciones como “Uniendo Voluntades” en sus intervenciones en espacios públicos y canchas deportivas en San Blas Petare, municipio Sucre.

En ese trabajo de #CiudadaníaActiva y #CiudadaníaSostenible, ¿Cómo ha sido la labor de crear redes de apoyo que pueden impulsar la transformación de los entornos urbanos? 

Somos varias organizaciones que venimos trabajando por y para la ciudad, cada una desde su área de acción. En nuestro caso, contamos con valiosos profesionales con los que conformamos un equipo de expertos, muchos de ellos profesores universitarios, que hoy día son mal pagados; así que, con sus conocimientos, hemos diseñado de manera conjunta programas de formación para líderes comunitarios, apoyando así la gestión de las universidades y, además, acercarlas a las comunidades, al mismo tiempo que por iniciativas de empresas privadas hemos logrado llevar talleres de reciclaje a comunidades que ahora pueden separar sus desechos sólidos, y esto les genera un incentivo ambiental importante, entre cada una de esas iniciativas vamos tejiendo redes. 

¿Cuál cree que ha sido en mayor aporte de Síudad a las ciudades venezolanas y qué esperan logran en el corto y largo plazo? 

El mayor aporte que desde Síudad hemos logrado para contribuir al desarrollo de las ciudades, es la experiencia del Movimiento del Aniversario de Caracas, como un hecho de construcción de ciudadanía, promoviendo la cultura, recreación, educación como estrategia para enaltecer la identidad del caraqueño, además de poner en valor el esfuerzo de muchas iniciativas que a pesar de las limitaciones, seguimos trabajando de manera incansable para lograr la transformación de nuestros espacios, porque el solo hecho de asumirlos “nuestros” ya es un gran logro. Nuestro aporte es el brindar herramientas a las comunidades para que sean parte de la solución, nos satisface saber que hoy en día hay comunidades que están conscientes de porqué la infraestructura de aguas blancas está colapsada, nos llaman para denunciar y, además, para proponer, nos piden organizar asambleas para que los vecinos busquen alternativas de suministro de agua, cómo canalizar las aguas de lluvia y almacenarlas, nos llaman para que se dicte un taller sobre el uso de la bicicleta con expertos de seguridad. Nos llaman para pedirnos gestionar la intervención de murales ecológicos en parques, nos piden asesorar a las alcaldías para intervención de pasos peatonales, con otras organizaciones hemos realizados intervenciones efímeras para priorizar al peatón #PlaceMaking. Trabajamos para que a mediano plazo podamos ampliar nuestra red de monitores con el proyecto aliado Monitor Ciudad desde donde crece la #RedMujeresXElAgua también con el apoyo Faro Comunitario. Y a largo plazo, seguimos trabajando en comunidades y de la mano de las mismas diseñar. Las políticas públicas que pueden solventar las problemáticas a futuro, sabemos que resultan ambiciosas, porque para lograrlo, debemos salir de esta crisis, hacer una transición a la democracia, y para eso sabemos que el aporte de cada ciudadano que hemos formado será fundamental. 

Compartir en redes sociales:

1
0
¿Crees que este artículo no cumple con las normas de la comunidad? Reportar contenido

¿Cómo te pareció este artículo?

Comentarios

    Creemos en el debate respetuoso y constructivo. Nuestras ciudades lo merecen. Aquí puedes expresar tus comentarios