Once ciudades participaron de la jornada “Limpiemos Colombia”

LA Network Ciudades - Ciudades
22 noviembre, 2016 - Alianzas y Comunidades

En tres horas de jornada fueron recogidas más de 46 toneladas de diferentes materiales.

La convocatoria, que inicialmente incluía a las ciudades de Bogotá, Medellín, Cali y Barranquilla, finalmente congregó a más de 23 mil personas
La convocatoria, que inicialmente incluía a las ciudades de Bogotá, Medellín, Cali y Barranquilla, finalmente congregó a más de 23 mil personas. Foto: Ministerio de Ambiente

Miles de personas de once ciudades colombianas, se unieron este domingo en una campaña que buscaba avanzar en la tarea de mantener limpias las ciudades y lograr que las cifras de reciclaje sigan aumentando hasta lograr la meta propuesta para 2018 de 25%.

La jornada “Limpiemos Colombia”, surgió como una iniciativa del Gobierno Nacional junto a algunas empresas privadas, y que con los días fue sumando voluntades de entidades importantes y con ascendencia de convocatoria entre los colombianos.

Luis Gilberto Murillo, ministro de Ambiente de Colombia, resaltó la convocatoria de la jornada y apuntó a la necesidad de avanzar en las cifras de reciclaje que actualmente están en 17%, teniendo como premisa que con colaboración y políticas claras algunas ciudades del mundo han llegado al 80%.

La convocatoria, que inicialmente incluía a las ciudades de Bogotá, Medellín, Cali y Barranquilla, finalmente congregó a más de 23 mil personas y a los habitantes de otras ciudades como Armenia, Quibdó, Cúcuta, Pereira, Manizales, Bucaramanga y Cartagena.

Entre todos los asistentes, lograron recolectar durante tres horas más de 46 toneladas de residuos sólidos entre vidrio, metal, plástico, cartón y papel; además, los activistas en Cartagena se desplazaron hasta Tierra Bomba donde realizaron una campaña pedagógica con los niños para evitar que arrojen residuos al mar.

Igualmente, la jornada dispuso de centros de acopio para la recolección de productos como Aerosoles de insecticidas domésticos, envases plásticos de aspersión y de recambio de insecticidas líquidos; bombas manuales y pastillas laminadas o plaquitas; computadores de mesa, portátiles, teclados, ratones, escáners, impresoras y unidades de almacenamiento, todos elementos que pueden servir en otros procesos y con los que se evitan largos proceso de degradación y daño al ecosistema.