Quito tiene el Centro Histórico mejor preservado de América Latina. Fue uno de los primeros en ser declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco, el 18 de septiembre de 1978.